candidatos twitter, elecciones ecuador 2017La segunda vuelta en Ecuador se vive con intensidad y en las redes sociales se han realizado una serie de estrategias para posicionar los discursos sea de Lenín Moreno o Guillermo Lasso. Para ello, el uso de cuentas sociales que se comportan como Bots (los robots en twitter de los candidatos), no han que quedado exentos para generar opinión pública o marcar percepciones en el electorado como estrategias de posicionamiento de contenidos.

Hay que apuntar que los bots son la abreviación de los llamados robots que programan automáticamente contenidos (a ciertas horas, con palabras claves, entre otros). Estás cuentas robotizadas tienen que ser bastante elaboradas para que Twitter no las detecte. Estos bots suman acciones con otros usuarios, con los fakes (cuentas falsas) por ejemplo, para buscar un Trending Topic (tendencia, manifestación de una opinión pública). No solamente los fakes pueden unirse a estas cuentas sino también los trolls. Y en cierta medida, los usuarios orgánicos llevan cierta dosis de comportamiento troll también. Esas acciones y estos actores (troll, fake, bot), en varias oportunidades, levantan tendencia. Claro, esto no quiere decir que todo lo que hay en Twitter es fake, troll, o bot. La subestimación de las redes sociales reduce considerablemente las formas de análisis. Lo mismo, la sobrestimación.

Los robots en twitter

BotOrNot es un algoritmo que nos puede dar algunas referencia si una cuenta es o no un bot. La herramienta señala “BotOrNot comprueba la actividad de una cuenta de Twitter y le da una puntuación basada en la probabilidad de que la cuenta sea un bot. Los puntajes más altos son más parecidos a los bot”. Adicionalmente, la herramienta, entre otras cosas, indica que se ha usado principalmente para cuentas en inglés por lo que su uso en otros idiomas pueden dar resultados menos fiables. Te invitamos a usar BotOrNot y colocar la cuenta de Lenín Moreno (@Lenín) y la de Guillermo Lasso (@LassoGuillermo), si estás con esa curiosidad. Como primer dato te podemos decir que la cuenta del candidato oficialista nos arroja un 45% y la del candidato de oposición 36%, ambos con la posibilidad de ser un bot (más cercano a 100% es un bot). Pero hay otra data que te arroja la misma herramienta y que puedes evaluar, como por ejemplo, sus redes.

Hay otras herramientas como Twitter Audit. Ellos toman una muestra aleatoria de 5000 seguidores de Twitter para un usuario/a. Luego establecen un puntaje que se basa en el número de tweets y la fecha del último tweet, por ejemplo. Obviamente esta forma de medir no es perfecta, pero nos da un indicios si el incremento de sus seguidores son orgánicos o sospechosos.

los robots de twitter en los candidatos

los robots en los candidatos de las elecciones de ecuador

El tiempo auditado fue establecido por la propia herramienta que, atención, evalúa la calidad de tus seguidores. Cuántos son reales y falsos (fakes). Fake Follower Check es otra herramienta que puede darnos algunas referencias aunque, como Twitter Audit u otras más, siempre hay que tener en cuenta los criterios que establecen. Por ejemplo, Fake Follower toma en su análisis a mil seguidores de una cuenta y, afirma, que en usuarios que tienen más de 100 mil seguidores sus proyecciones pueden ser más acertadas. Finalmente, esta herramienta asume como spam las que tienen poco o ningún follower, poco o ningún tweet, o son seguidores de muchas otras cuentas.

Es importante conocer estos criterios que tienen como finalidad identificar el comportamiento de una cuenta en el universo de la red social, en este caso Twitter. Por eso estas herramientas difieren una de otra o tienen algunos criterios compartidos. Lo que queda como aprendizaje, aunque parezca una obviedad, es que existen cuentas falsas, troll centers, y robots. En diferentes casos actúan como disparadores para las tendencias en una red social. No siempre ocurre. Este periodista (Carlos E. Flores), junto a un grupo de estudiantes, acaba de hacer tendencia hace poco con #RadioUDLA de manera orgánica. En resumen: una cuenta en twitter no necesariamente es “popular” o “influyente” por el número de seguidores. Considera que estos otros usuarios (dudosos) también generan tendencias y uno, que tiene cuenta de Twitter, puede sumarse sin considerar el origen del mismo. Y en tiempos electorales, más aún, cuando con mucha facilidad se invoca “fraude“.

Las herramientas, y otras diversas, pueden tener su margen de error. Por ejemplo, si un usuario de twitter está solo para consumir los contenidos que ahí circulen, ¿será un fake? Preguntas de ese tipo de pueden establecer, pero que realicen una búsqueda amplia entre los seguidores de una cuenta y establezcan unas categorías ayudan a tener una foto sobre las cuentas en twitter. De hecho, el propio twitter reconoció en el 2014 que un 9% de sus usuarios son un robot. E inclusive medios privados muy reconocidos usan los bots para fines de difusión (usar bots no siempre es ‘malo’). El País y The Economist lo emplean.

¿Conocías de los bots? ¿Qué opinas al respecto?